Homilías

Homilía del Domingo de Epifanía: ¿Cuándo llegará Dios?

Homilía del Domingo de Epifanía: ¿Cuándo llegará Dios?

Lo sabían los de lejos y no los de cerca.

Los de lejos tienen preguntas a los de cerca para conocer los detalles y así en la providencia de Dios se enteran todos. Unos para bien y otros para mal.

Veamos.

Papa en Perú
  • Isaías

La belleza de este párrafo es indescriptible.

Isaías, como lo hace con frecuencia, personifica con una imaginación exuberante la ciudad de Jerusalén y la trata como un gran personaje.

Hoy nos describe la llegada del Mesías como una luz deslumbrante que no solo ilumina la ciudad sino que llena de luz los caminos hasta atraer a los más lejanos al encuentro con el Redentor.

Disfruta amigo:

“¡Levántate, brilla, Jerusalén que llega tu luz; la gloria del Señor amanece sobre ti!

Mira: la tiniebla cubre la tierra y la oscuridad los pueblos, pero sobre ti amanecerá el Señor, su gloria aparecerá sobre ti”.

Este párrafo nos profetiza la gran epifanía de todos los pueblos hacia Dios, comenzando por los Magos de oriente.

  • Salmo 97

La historia de Israel nos enseña que los reyes eran quienes hacían justicia al pueblo.

Con el destierro se acabó la monarquía, la población mermó y no era fácil hallar justicia, por lo cual el pueblo se fue espiritualizando y volviendo a las promesas del Mesías de Dios.

Ahora solo le queda esperar la justicia que hará el Mesías.

Algo de esto ofrece el salmo:

“Dios mío, confía tu juicio al rey, tu justicia al hijo de reyes para que rija a tu pueblo con justicia, a los humildes con rectitud”.

Pidamos también para nuestros tiempos la justicia verdadera que tantas veces nos falta y mientras tanto hay que rezar muchos salmos.

  • Pablo y la Epifanía

A Pablo le impresiona cómo todo aquello que estuvo secreto durante el Antiguo Testamento ahora ha sido revelado.

La revelación no ha sido solo para el pueblo de Dios, como antes, sino también para los gentiles. Estos ahora son coherederos y miembros del mismo cuerpo de Cristo y partícipes del Evangelio.

¡Esto impresionó a Pablo!

Sin embargo lo ha recibido como revelación:

El Redentor ha llegado para toda la humanidad.

Esta es la Epifanía que hoy celebramos.

  • Verso aleluyático

“Hemos visto su estrella y venimos a adorar al Señor”.

Este versículo pertenece al Evangelio de hoy, en el que Mateo nos relata la llegada de los Magos a Belén.

  • Evangelio de la Epifanía

Es evidente que el relato de Mateo nos presenta el corazón de la fiesta de hoy.

Se trata de la manifestación (o Epifanía) de Dios a los gentiles representados por los Magos de oriente.

La historia solemos conocerla muy bien.

Lo importante es descubrir cómo Dios, a través de los siglos, ha ido manifestándose o haciéndose presente.

Unos Magos vienen de oriente. Han descubierto señales especiales en el cielo y se han puesto en camino.

A ellos se les ha revelado que el Mesías prometido ha venido a la tierra. Saben que es en Palestina y van a la capital.

Preguntan dónde está el rey de los judíos que ha nacido. Cuando el corazón está sucio la noticia trae temor.

El mismo Herodes tiembla y cuando descubre que, según las Escrituras, tiene que nacer en Belén, lo explica a los Magos. Pero dentro de su rabia interior les pide detalles no para ir a adorarlo, como dice falazmente, sino para acabar con Él.

Cuántas traiciones como ésta hemos encontrado a través de la historia.

Los Magos, felices de conocer el lugar, se van a Belén iluminados por la estrella que los llena de alegría.

Es el pueblo pagano que vivía en las tinieblas que ha descubierto la luz:

“Entraron en la casa (que ya no era la cueva de Belén), vieron al Niño con María, su Madre, y cayendo de rodillas lo adoraron. Después abriendo sus cofres le ofrecieron regalos: oro, incienso y mirra”.

Dones significativos en los que la Tradición reconoce símbolos de la grandeza divina y humana de Jesucristo. Oro como a rey, incienso como a Dios y mirra como a Redentor.

Amigo, Dios también a ti se te ha manifestado distintas veces y bajo formas diferentes en tu vida.

¿Qué le traes a Dios oculto en tu corazón?

José Ignacio Alemany Grau, obispo

Comenta

You must be logged in to post a comment Login

Escribe

More in Homilías

Homilía del XXXIII Domingo del Tiempo Ordinario: Pasa al banquete de tu Señor

Redacción Central18 Noviembre, 2017

Homilía del XXXII Domingo del Tiempo Ordinario: La Sabiduría

Redacción Central11 Noviembre, 2017

Homilía del XXXI Domingo del Tiempo Ordinario: ¿Cómo han de ser los servidores de Dios?

Redacción Central4 Noviembre, 2017

Homilía del XXX Domingo del Tiempo Ordinario: Si el necesitado grita, Dios lo escucha

Redacción Central29 Octubre, 2017

Homilía del XXVIII Domingo del Tiempo Ordinario: Llegará el banquete para todos

Redacción Central14 Octubre, 2017

Homilía del XXVII Domingo del Tiempo Ordinario: Mi amigo tenía una viña

Redacción Central7 Octubre, 2017

Homilía del XXVI Domingo del Tiempo Ordinario: La justicia de Dios

Redacción Central30 Septiembre, 2017

#Discernir con los Arcángeles: Reflexión del Domingo XXV del Tiempo Ordinario

Redacción Central23 Septiembre, 2017

Homilía del XXIV Domingo del Tiempo Ordinario: Perdona y te perdonarán

Redacción Central16 Septiembre, 2017

Homilía del XXIII Domingo del Tiempo Ordinario: No tengas más deudas que el amor

Redacción Central9 Septiembre, 2017

#DiosSeduce: Reflexión del Domingo XXII del Tiempo Ordinario

Redacción Central2 Septiembre, 2017

Homilía del XXII Domingo del Tiempo Ordinario: Cuando el que seduce es Dios

Redacción Central1 Septiembre, 2017
#header{ background-image:none;} footer{ background-image:none;} footer:before{ background-image:none;}
Página desarrollada por:

IMAGEN SEGURA

Calendario de noticias

Noviembre 2017
MTWTFSS
« Oct  
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930 

Suscríbete

Página desarrollada por:

IMAGEN SEGURA

Compartir
CrestaProject