Homilías

Homilía del Domingo XXVII del Tiempo Ordinario: La parábola de la viña

Homilía del Domingo XXVII del Tiempo Ordinario: La parábola de la viña

Hoy la liturgia nos habla de la vid.

En realidad la vid era la planta símbolo nacional de Israel.

También fue la imagen de la paz y la prosperidad para su nación.

Sabemos que Jesús en una de las definiciones que dio de sí mismo se comparó con ella:

“Yo soy la vid”.

Jesús habló en diversas parábolas de esta misma planta entre las cuales está la parábola del evangelio de hoy.

Jesús también comparó a los discípulos unidos a Él como las ramas unidas a la vid.

  1. Isaías

El texto del profeta que hoy recordamos es el canto a la viña de su amigo:

“Voy a cantar a mi amigo el canto de mi amado por su viña: mi amigo tenía una viña en un fértil collado…”

Es impresionante cómo Isaías prácticamente nos adelanta la parábola que un día dirá Jesús a sus apóstoles en el cenáculo y también las distintas parábolas que sobre este tema trató en su evangelio.

  • Salmo 79

Se trata de una presentación de Israel como la viña plantada por el Señor. Por haber sido infiel, Dios la abandonó y permitió que la arrasaran sus enemigos.

Ahora Israel se vuelve a Dios y le pide que no la abandone:

“Ven a visitar tu viña la cepa que tu diestra plantó y que tú hiciste vigorosa… no nos alejaremos de ti”.

Hoy también nosotros pidamos al Señor que visite a su Iglesia, tantas veces maltratada por los enemigos de Dios y de una manera especial en estos días.

  • San Pablo

Al final de su carta a los amigos filipenses les da unos consejos prácticos para que permanezcan en la fidelidad.

Esto es precisamente lo que la liturgia nos pide a todos:

Que revivamos la fidelidad en este pueblo de Dios que siempre ha sido infiel, se ha levantado, ha vuelto a caer y ha pedido perdón.

Estas son algunas de las prácticas que pide Pablo:

+ La alegría como signo exterior de la fidelidad y la paz del corazón. Que todos puedan percibir que tener cerca a Dios da la mayor felicidad.

+ Que teniendo a Dios no debe preocuparnos nada, sino que lo invoquemos continuamente y vivamos en la paz.

+ Que nuestro espíritu esté abierto a todo lo “que es verdadero, noble, justo, puro, amable, laudable…” y que pongamos en práctica todas las enseñanzas de Dios.

  • Verso aleluyático

Jesús recuerda que es Él quien nos ha invitado a nosotros para entrar en su viña y dar fruto abundante con Él:

“Yo os he elegido del mundo para que vayáis y deis fruto y vuestro fruto dure”.

  • Evangelio

Es importante que nos fijemos en los destinatarios de la parábola de hoy.

Son precisamente “los sumos sacerdotes y ancianos del pueblo”, es decir, los que conocían muy bien el significado de la viña en la tradición judía y quienes eran los trabajadores infieles.

Por eso mismo la conclusión que saca Jesús la pudieron entender perfectamente:

“Por eso os digo que se os quitará a vosotros el Reino de Dios y se dará a un pueblo que produzca sus frutos”.

Meditemos la parábola cada uno de nosotros, teniendo en cuenta que el dueño de la viña es el Padre Dios, los enviados a recoger el fruto son los profetas, los obreros malvados que maltrataron y asesinaron a los profetas representan al pueblo de Israel;  y el Hijo es precisamente Jesucristo a quien los sacerdotes estaban buscando cómo eliminar.

José Ignacio Alemany Grau, obispo

Comenta

Comenta

Ver más Homilías

Homilía del II Domingo del Tiempo Ordinario: Aquí estoy…me has llamado

Redacción Central16 Enero, 2021

Homilía del Bautismo del Señor

Redacción Central9 Enero, 2021

Segundo Domingo después de Navidad: Constancia y fe de los Reyes Magos

Redacción Central3 Enero, 2021

Homilía del Domingo de la Sagrada Familia 2020

Redacción Central26 Diciembre, 2020

Homilía del cuarto Domingo del Tiempo de Adviento: alégrate, llena de gracia

Redacción Central19 Diciembre, 2020

Homilía del tercer Domingo del Tiempo de Adviento: la alegría en el espíritu

Redacción Central12 Diciembre, 2020

Homilía del segundo Domingo del Tiempo de Adviento: preparen el camino

Redacción Central6 Diciembre, 2020

Homilía del primer Domingo del Tiempo de Adviento: saber esperar

Redacción Central28 Noviembre, 2020

Homilía: Solemnidad Jesucristo Rey del universo

Redacción Central21 Noviembre, 2020